Productos Recomendados, Remedios caseros

Cómo preparar Kombucha en casa

cómo hacer kombucha en casa

El kombucha es una bebida increíble con muchos beneficios, cómo ya vimos en nuestro artículo 5 grandes beneficios de la kombucha.

Muchas personas prefieren comprar kombucha embotellada en la tienda cada año. Pero también muchos de ellos están interesados en aprender a hacer kombucha en casa, pero se sienten inseguros con el proceso.

¡Se entiende! ¿por qué porque son fermentos que hay que saber manipular con el debido cuidado. Después de fermentar el primer primer galón de kombucha, te sorprenderá lo fácil que era y lo delicioso que sabía! Realmente es un proceso simple, y explicaremos los pasos para que puedas probarlo en tu casa.

Hacer Kombucha en casa es un proceso que requiere de algunos cuidados y en este artículo facilitamos toda la información que requieres para hacer Kombucha en casa con todas precauciones.

Preparación de Kombucha en casa

cómo hacer kombucha en casa

Lo primero que hay que hacer es encontrar el cultivo básico de Kombucha, como probiótico, a este cultivo se le llama «Scoby» ¿cómo encontrarlo? y cómo tratarlo para lograr hacer Kombucha en casa, lee aquí los detalles.

Obtener el Scoby para hacer Kombucha en casa

Para cualquier porción de kombucha, necesitarás un Scoby. (Colonia simbiotica de bacterias y levaduras).

¿Qué es un scoby? Es un acrónimo de cultivo simbiótico de bacterias y levaduras, como se menciono antes, este fermento vivo, tiene inumerables atributos para beneficio de la salud como adelgazar y uno de los principales es ser antioxidante.

Es un cultivo vivo donde las bacterias y la levadura se forman naturalmente. El Scoby subirá hasta la parte superior del recipiente donde está su kombucha, creando así una barrera del aire y otras bacterias durante el proceso de fermentación.

El scoby se duplica en cada fermentación. Comienzas con uno, y crece otro durante la semana o dos que tu kombucha fermenta.

Cuando manejes un cultivo de Scoby, asegúrate de lavarte las manos con cualquier residuo, luego vierte una buena dosis de vinagre en ellas y frótalas alrededor.

¿Dónde conseguir cultivos para hacer kombucha en casa?

Hay tres formas en las que puedes conseguir cultivo Scoby, una es a través de otra persona que la use y tenga estos fermentos creciendo.

Si no conoces a nadie que haga kombucha, puedes comprar una en diversas tiendas de productos naturales o quizás puedas realizar tu propio fermento de Kombucha, estas son las 3 opciones.

Cada vez que haces un lote de kombucha, tu cultivo de scoby crece un vástago. esta opción es menos frecuente y tarda mas tiempo, pero funciona, si ya has conseguido tu cultivo y tienes suficiente e para fermentar así puedes comenzar a realizar Kombucha en casa.

Hacer té de Kombucha en Casa

cómo hacer kombucha en casa

Una vez que tengas tu Scoby, ¡es hora de hacer kombucha! esta es la forma de como preparar kombucha en casa con filtro natural:

  • Pon a hervir dos tazas de agua. Agrega 1 taza de azúcar, revolviendo hasta que se disuelva.
  • Agrega 8 bolsitas de té negro al agua caliente y déjalas reposar durante 10 minutos. Retira las bolsas de té y deja que se enfríen a temperatura ambiente.
  • Asegúrate de que el té esté lo suficientemente frío, o el calor podría matar los cultivos hijos.
  • En un recipiente de vidrio grande (sin metal), agrega la mezcla de té. Agrega en scoby con una taza de té inicial del último lote de kombucha (si no tienes té inicial, pueda  agregar vinagre blanco destilado como sustituto).
  • Vierte 13 tazas de agua destilada.
  • Coloca un filtro de café o una toalla de tejido apretado sobre la parte superior del frasco y fíjalo con una goma elástica. Esto mantendrá fuera todo el polvo y las moscas de la fruta mientras fermenta.

Proceso de Fermentación de la Kombucha

Coloca la kombucha fuera de la luz directa del sol en un área de 28-29,5 grados (centígrados). Dejar fermentar de 7 a 30 días.

Cuanto más tiempo se fermente la kombucha, más avinagrada se vuelve y menos dulce estará. Recomendamos alrededor de 3 semanas, pero es preferible embotellarlo alrededor del día 10 para una bebida más dulce.

No te pierdas también: Alimentos Fermentados: ¿Conoces su poderoso secreto para la salud?

Embotellar el Kombucha

Una vez que tu kombucha ha terminado de fermentar, ¡es hora de embotellarla!

Usa tarros de o botellas de vidrio transparente y tapas no metálicas selladas para mantener la kombucha segura durante los últimos 2 días de fermentación.

Las tapas seguras son súper importantes si vas a seguir fermentando la kombucha durante un par de días después de embotellarla. Debido a que la kombucha está bajo presión, si no tiene una tapa segura, podría desprenderse bajo presión y ser potencialmente peligrosa.

Vierta porciones individuales de kombucha en tarros de vidrio pequeños el día que va a consumirlos, no guardes kombucha en los tarros por más de un día.

Cuando tenga sus botellas, puedes verter su kombucha fuera de la parte superior de su tarro, filtrada a través de una tela para queso, un tamiz, un filtro de café o un embudo

Puedes continuar fermentando tu kombucha después de embotellada, manteniéndola sin ser molestada, alejada de la luz del sol por otros 2 ó 3 días. Esto aumentará la carbonatación. Transfiere al refrigerador hasta por 3 meses (en un recipiente sin metal).

Si quieres darle sabor a tu kombucha, ¡también puedes hacerlo! Aprenda a dar sabor a la kombucha con una variedad de frutas, hierbas y especias. También puede aprender a hacer una receta de kombucha con jengibre.

También te podría interesar…

Deja un comentario